El Asesino de Silvia Martínez Cassina



“Odio el Queso” dijo la periodista Silvia Martínez Cassina “Por eso me hice vegana. No por la carne. Después, cuando ya empecé a militar en la causa mundial del veganismo, también empecé a darme cuenta del daño que causa la carne, pero la razón fundamental de mi oposición a los alimentos de origen animal es el Queso. El QUEEEE-SOOOO, el proceso por el que se lo fabrica, desde el ordeñe de la leche hasta su exposición en una Quesería es realmente asqueroso… no podemos permitir como sociedad que esto siga pasando y que encima una canción infantil, “Señora Vaca” hace más de una década, lo promocionará diciendo EL QUESO QUE ES TAN SANO… Dígamosle basta al QUESO”.
Gran revuelo causaron estas declaraciones de la señora periodista en los medios de desinformación, perdón, digo medios de comunicación… hasta la pusieron a debatir en un programa con productores de Queso y con el afamado arquero Carlos Angel Roa, ex Lanús y Racing, vegetariano, al que apodaban “Lechuga”…


-         Soy vegetariano. No soy vegano. No es lo mismo. A mí no me molestan los que comen carne. No pienso que son una basura como sostienen los veganos. Y me encanta el Queso, sobre todo los Quesos blandos, como el Queso Fresco o el Queso Port Salut, es más yo diría que estoy dejando de ser vegetariano para ser Queseriano, porque prácticamente basó un setenta por ciento de mi alimentación en Quesos de diversos tipos. Es lo más sano que hay, sobre todo para un deportista retirado como yo.
-         El Queso es un veneno. Lo reitero una vez más – dijo Martínez Cassina – hay que decirle basta al Queso. BASTA AL QUESO. DIGAMOSLE NO AL QUESO.
La conversación siguió en un tono tan fuerte, con insultos de toda clase y especie, además de muestras de intolerencia y autoritarismo. La reunión termino. Martínez Cassina salió del set de grabación y se dirigió hacia su auto. Mientras lo hacía se sentó en un banco para ordenar unas cosas en su cartera.
No se dio cuenta que detrás de ella estaba Carlos Angel Roa… el ex arquero con su 1,91 metros de altura y su pie talle 46/47… permanecía sentada en el banco, cuando de repente, un enorme pie le aplastó el rostro…
No era un pie cualquiera, era el pie derecho de Carlos Roa, lleno de un olor apestante y sofocante a Queso, el mismo casi asfixia a Cassina, que reaccionó con una mezcla de asombro y espanto, mientras Carlos le decía:
-         ¿Así que no te gusta el Queso? Vas a probar mi Queso entonces a ver si cambias de opinión…
-         ¿Me vas a violar?



-         No soy un violador nena – le dijo Carlos – soy un asesino.
-         ¡Socorro! – gritó la vegana – ¡Carlos Roa quiere asesinarme!
-         Nadie te escuchará – dijo el ex arquero – seguí gritando. Te estrangularía con mis manos. Siempre hago eso con mis víctimas. Pero con vos voy a ser algo diferente.
Carlos Roa se paro literalmente sobre la mujer y la aplastó con sus dos pies, con el pie derecho comenzó a apretarle el cuello, con el izquierdo el estómago, la fue asfixiando de a poco, dejándola sin aire, apretando cada vez más fuerte…
Cassina estaba aparentemente muerta, pero Carlos Roa no quería dejar nada librado al azar, pero rematarla, sacó una enorme horma de Queso Parmesano, y con eso le aplastó la cabeza a la vegana, como si fuera una maza.
-         Queso – dijo en voz Carlos Roa – mientras contemplaba a su víctima.
El asesino dejó la escena del crimen de esa manera, aunque por primera vez en el Mundo Quesón, un asesinato parecía no ser tal.
-         Seguí despreciando al Queso – dijo Roa – esperemos que nadie más en este universo se meta con la alimentación de un Quesón.
Carlos pensó en dejar alguna inscripción al estilo de “No le gustaba el Queso. Terminó Quesoneada por un Quesón”. También pensó en empalar el cadáver y dejar el cartel ahí pero prefirió no hacer nada. “Lo van a interpretar como un acto terrorista no es el estilo de los Quesones”. Y se fue del lugar muy satisfecho con la labor realizada…



Comentarios

  1. Describiste bien la obsesión vegana de Silvia Martinez Cassina.
    Y describiste como si tuviera una fantasía sexual de ser violada. Pero no pasó por ahí.
    Creo que es la primera vez que uno de los asesinos, aplasta la cabeza de una víctima. Un queso como maza, eso es humor negro.

    Funciona bien lo del piel letal.

    El empalamiento podría ser para alguna otra víctima

    ResponderBorrar
  2. La próxima vegana asesinada podría ser Agustina Cherri.

    Y el empalamiento podría ser para Lucina Geuna y Maru Duffard, que para más perversión podrían ser empaladas juntos, quedando una frente a otra, bien pegadas.

    ResponderBorrar

Publicar un comentario

Relatos Quesones de la Semana

Los Asesinos de las Spice Girls

El asesino de Sabrina Pettinato

El Asesino de Antonela Ramírez

El Asesino de Ivana Palliotti

El Asesino de Marcela Pagano

El Asesino de Paula Colombini

La asesina de Roberto Carlos Abbondanzieri

El Asesino de Deborah De Corral

El Asesino de Yanina Zilly

El asesino de Viviana Canosa