El Asesino de Vicky Fariña


Año 1996, Unión de Santa Fe acababa de regresar a la Primera División del fútbol argentino, después de cuatro temporadas en el Nacional B. Uno de sus jugadores era Carlos Martín Mazzoni, apodado “el Patita”, hijo de Carlos Santos Mazzoni, el “Pata”, jugador de Unión, en el equipo subcampeón del Nacional de 1979, la mejor campaña de los tatengues en su trayectoria futbolística.
Los tatengues se aprestaban a jugar un partido en la Ciudad de Buenos Aires, no importa contra que rival, lo que sí importa es que en el hotel donde se concentró el equipo santafesino, también estaba la entonces modelo Vicky Fariña, que acababa de hacer su debut cinematográfico, el rol de “Gigí” en “Policía Corrupto”.
- ¿Quién es esa mina tan parecida a Adriana Brodsky y a Graciela Alfano? – se preguntaron los jugadores de Unión.
La modelo escuchó aquel comentario, se acercó entonces a los jugadores, y les dijo:
- Me acostaré con uno de ustedes. Tiren un dado, el que saca seis, ese será el que disfrutará de mi cuerpo.
Los jugadores del equipo tatengue entonces jugaron a los dados, y el ganador fue… Carlos Martín Mazzoni, el ya citado “Patita”.
- ¡Grande Patita! – le gritaron sus compañeros, bastante envidiosos ante la situación, pues les hubiera gustado tener la fortuna de ser alguno de ellos los ganadores.
- Fue la suerte, muchachos, ja, ja – río Mazzoni.


Rato después, la modelo entró a la habitación donde estaba Mazzoni, que descalzo y desnudo, la estaba esperando…
- Escuché que te decían Patita, pero tenés unas patotas enormes, parecen más los pies de un basquetbolista, que los de un futbolista.
- Se ve que conoces muy bien los pies de un basquetbolista y los de un futbolista – dijo Carlos – bueno, calzo 46, quizás sea mucho para un futbolista, pero muy poco para un basquetbolista.
- ¿Y como te llamas, Patita?
- Carlos. Carlos Martín Mazzoni.
- Me gustan los Carlos, yo fui novia de Charly Alberti, el baterista de Soda Stereo.
- Ah, mira vos, dale menos palabras, y más sexo.
Carlos tiró sus pies encima del rostro de Fariña, que empezó a olerlos, chuparlos, besarlos, lamerlos, con mucha fuerza, intensidad y pasión, el entonces empezó a acariciarla en todo el cuerpo, le tocó el culo, y le metió los dedos de las manos en el culo, y después los de los pies, se chuparon todo el cuerpo, y ahí la cogió, con fogocidad.
Cuando terminaron, Carlos Martín Mazzoni, se puso los guantes negros, se levantó y fue a buscar algo.
     - ¿Qué pasa ahora, Carlos? ¿Para que te pusistes los guantes? 
     - Ahora viene algo muy divertido. 


Cuando Carlos Martín Mazzoni regresó, estaba sosteniendo un arma larga con silenciador con los guantes negros. 
     - Para esto eran los guantes negros, nena. Te asesinaré.
     - ¡Noooooooooooooooooooooooooo! – gritó de terror Vicky Fariña.
Carlos Martín Mazzoni disparó el primer balazo y asesinó a la chica de doce balazos, descargando todo el cargador que tenía, nadie escuchó los balazos, dada la precisión del silenciador que uso.
Cuando terminó, sacó un enorme Queso de cascara roja, esos de tipo Pategras, y lo arrojó sobre el cadáver de la víctima, diciendo en voz alta:
      -     Queso.
El futbolista abandonó la habitación con total impunidad. Al día siguiente sus compañeros le preguntaron por la chica.
- El sexo que tuvimos fue muy bueno – dijo Mazzoni – pero al final termino con más agujeros que un Queso, ja, ja, la vida es así, hoy se coge y mañana se olvida, o mejor dicho, hoy se quesonea, y mañana se quesonea también, ja, ja.

Comentarios

  1. Es interesante que haya variedad de Carlos asesinos para los retro relatos.
    Que cuestión la suerte. Justo la ganó a los dados, el que estaba dispuesto a matarla. ¿Será que el azar está a favor de los quesones?
    Aunque el uso de un arma de fuego puede ser el recurso más vulgar, fue asesinada como en la ficción de 90-60-90 modelos.

    Graciela Alfano sería asesinada. No estaría mal un retroqueso para Adriana Brodsky.

    ResponderBorrar
  2. "patita" por la pata que tiene? ja ja ja

    ResponderBorrar
  3. este Quesón debe cometer más asesinatos, que sean bien noventosos eso sí

    ResponderBorrar

Publicar un comentario

Relatos Quesones de la Semana

Los Asesinos de las Spice Girls

El asesino de Sabrina Pettinato

El Asesino de Ivana Palliotti

El Asesino de Paula Colombini

La asesina de Roberto Carlos Abbondanzieri

El Asesino de Antonela Ramírez

El asesino de Viviana Canosa

El Asesino de Romina Ricci

El Asesino de Yanina Zilly

El Asesino de Deborah De Corral