La Sangrienta Orgía de Lady Dumitrescu y los Quesones



Grande fue la sorpresa de Cynthia Nixo, una de las cuatro protagonistas de la serie Sex and The City (finalizada en 2004), cuando le ofrecieron ir a filmar una película a la ciudad de Buenos Aires.
Se tuvo que fijar en un mapa para saber donde estaba Buenos Aires, y ahí descubrió, pues ella lo ignoraba totalmente, que había un continente llamado América del Sur compuesto por una docena de naciones, de las cuales una era Argentina, cuya capital era Buenos Aires…
La actriz estaba decidida a desechar la propuesta, aunque era una suma millonaria de dólares, pero una extraña anciana, vestida de una manera digamos medieval, la interceptó en la calle y le dijo en rumano:
- Trebuie să acceptați propunerea și să călătoriți în sudul lumii. Debes aceptar la propuesta y viajar al sur del mundo.



Extraño, Cynthia solo sabía hablar en inglés pero entendió aquellas palabras en rumano como si siempre hubiese manejado ese idioma.
Regresó a su departamento, y para su sorpresa, había un paquete, con un Queso, los pasajes y el contrato.
Al día siguiente se dirigió a la oficina donde la convocaron… estaba la anciana, con su vestimenta medieval, y firmó el contrato, la anciana, que se presentó como “Lady Dumistrescu” le dijo:
- Nu vei regreta. Vă veți bucura și vă veți bucura de acest film nou. No te arrepentiréis. Gozarás y disfrutarás de esta nueva película. 
Horas después, Cynthia Nixo tomo el vuelo de Nueva York a Buenos Aires. Llegó a la capital argentina, y un hombre que se presentó a sí mismo como “Carlos Tevez” la llevó a un lujoso hotel ubicado frente al Obelisco.


Al día siguiente, se subió a un auto manejado por el tal Tevez, que apenas sabía hablar en inglés:  
- Very difficul – fueron las únicas palabras que le dijo.
El viaje se hizo muy largo, abandonaron la ciudad, y el conurbano, estaban en algún lugar, cuando por fin llegaron a una extraña mansión, parecida a un castillo medieval, Cynthia bajo del auto y para su asombro la estaba esperando la anciana, Lady Dumitrescu.
- Bună după-amiază – le dijo en rumano que significa “Buenas Tardes”. Junto a ella, un hombre muy elegantamente vestido, seguramente gay, de buenos modales…
- Buenas tardes, soy Carlos Melia, el traductor oficial de Lady Dumistrescu.
La anciana empezó a hablar, mientras Melia traducía del rumano al inglés, ahí le explicó que estaban en una antigua residencia construida por los Templarios, mucho antes del descubrimiento de América, y que la historia fue ocultada por los amos de la conspiración, etc, etc, por fin Cynthia entró a la habitación y para su sorpresa, estaban allí también sus otras tres compañeras de la serie “Sex and the City”: Sarah Jessica Parker, Kim Catrall y Kristin Davis.


Comenzaron a hablar entre ellas, a gritar, pues se odiaban, y ninguna entendía porque estaban allí, hasta que Carlos Melia intercedió y dijo:
- They're here by Lady Dumitrescu's will. She brought them and now they will film for her scenes of real sex with these four men who are here ... Estan aquí por voluntad de Lady Dumitrescu. Ella las trajo y ahora filmarán para ella escenas de sexo real con estos cuatro hombres que están aquí…
Cuatro hombres entraron al lugar, todos muy altos y patones, con un fuerte olor a Queso en los pies… se presentaron uno por uno…
- Carlos Bossio. 1,95 de altura, 50 de calzado, soy un Quesón. Fui futbolista, arquero, atajé en Belgrano, Lanús, Estudiantes de La Plata, donde hice un gol de cabeza…
- Carlos Ignacio Fernández Lobbe. 1,94 de altura, 49 de calzado, soy un Quesón. Jugué al rugby, hoy son entrenador, jugué muchos partidos en Los Pumas, donde me cultivé en la cultura de la derrota digna.
- Carlos Delfino. 2,00 de altura, 51 de calzado, soy un Quesón. El Basquetbolista Asesino, así me dicen. Jugué muchos partidos en la selección argentina, en la NBA, gané muchas medallas.
- Carlos Matías Sandes. 2,01 de altura, 52 de calzado, soy un Quesón. También soy basquetbolista. Mi carrera es más bien digna, digamos modesta, si la comparamos con la de Carlitos Delfino.


Los Quesones rodearon a las cuatro chicas, que se rindieron ante los pies de los cuatro. Comenzó la fiesta sexual entre ellos. Una auténtica bacanal de la antigua Roma. Como en las épocas de los paganos. Sentada en un trono, como una reina, Lady Dumitrescu observaba todo. Al lado de ella, Carlos Melia empezó a filmar todo.
Las chicas empezaron a oler los pies de los Quesones, a chuparlos, besarlos, lamerlos, una y otra vez. Estos pies olían muy fuerte, de una manera apestante e intensa, pocas veces vista. Ninguna se imaginó que pudiera haber hombres que olieran de esa manera. Luego las cogieron con el pies. Sí, los Quesones les pusieron sus pies en la concha, y ella lo disfrutaron mucho. Las siguieron cogiendo, después de una manera más tradicional. Los juegos sexuales continuaron. Se colgaron, ellas chupaban las pijas, los dedos de los pies, las cogían por adelante, por atrás. Sexo desenfrenado. Todos contra todos. Para satisfacción de Lady Dumitrescu. 
Finalmente, Dumitrescu dijo:
- Ahora Quesones.


Los Quesones colgaron literalmente a las cuatro mujeres en el techo, atándolas con las manos, estaban casi como drogadas, semi inconscientes, después de la fiesta sexual en la que participaron… por eso no fue difícil colgarlas ahí, debajo de cada una enormes tinajas, entonces Dumitrescu les dijo:
- Quesoneanlas.
Carlos Bossio tomó el cuchillo y apuñaló a Sarah Jessica Parker, mientras que Carlos Ignacio Fernández Lobbe hizo lo mismo con Kim Catral, Carlos Delfino degolló a Kristin Davis, mientras que Carlos Matías Sandes agarró el machete y le dio un brutal machetazo a Cynthia Nixon. Las cuatro quedaron mal heridas pero aún con un hilo de vida… 
Luego los Quesones tomaron unas lanzas que había allí, y las terminaron de rematar a lanzazos, luego las descolgaron, y las empalaron en forma anal, dejándolas clavadas ahí, en ese mismo lugar. Como buenos Quesones que eran cada uno tiro un Queso sobre cada una de las víctimas diciendo en voz alta:
- Queso.


La sangre que corrió no tiene forma de ser descrita con palabras. Había sangre en todos lados. Lady Dumitrescu le dijo a los Quesones:
- Poți merge. Mulțumesc Quesones pentru sânge. Voi trăi o veșnicie mai mult. Și voi cu brânzeturile veți fi binecuvântați. Podéis iros. Gracias Quesones por la sangre. Viviré una eternidad más. Y vosotros con Quesos sereis bendecidos.
Los Quesones se fueron, mientras Lady Dumitrescu comenzó a chupar los litros de sangre que había en el lugar.
¿Era acaso Lady Dumitrescu una descendiente del Linaje de los Drácula, en Transilvania?

Comentarios

  1. estimados fans de los Relatos Quesones: con la publicación de este relato, tal como fue escrito originalmente en agosto de 2018, anunciamos el regreso de unos cincuenta relatos quesones que fueron borrados en la gran tribulación del 24 de noviembre de 2020, y que ahora han vuelto, esperemos que esta vez los enemigos de la libertad no denuncien ni cancelen relatos, un gran abrazo a todos, y Queso para todos!!!!

    ResponderBorrar
  2. este relato es buenísimo, que suerte que volvió, es muy bueno porque tiene mucho Queso y además es sintético, esperemos que no haya nuevas censuras

    ResponderBorrar
  3. gran relato, parece que esta fue la primera aparición de Lady Dumitrescu, sangre, sexo y queso de alto vuelo

    ResponderBorrar
  4. y ahora ya no es Sex and the Citu, sino Feer, Cheese and Sex

    ResponderBorrar
  5. QUE GRAN MINA ES LA DUMITRESCU

    ResponderBorrar
  6. La Niña de Embajadores11 de abril de 2021, 01:27

    uno de los mejores relatos

    ResponderBorrar
  7. Que buena noticia el regreso de este magistral relato. Con la primera aparición de nuestra villana favorita. O heroína, según el punto de vista que se elija.
    Luego sabríamos de su condición de noble, no por origen, sino por su casamiento con Orlok Dumitrescu.
    Terminaron sus hazañas, actrices de Sex and the City. De no haber sucumbido, y de que forma, se habría sabido del odio de Kim Catrall por las demás actrices.

    Abajo La Liga de la Pureza. ¡Y viva la libertad de expresión! Sí a las fanfictions.

    ResponderBorrar

Publicar un comentario

Relatos Quesones de la Semana

Los Asesinos de las Spice Girls

El asesino de Sabrina Pettinato

El Asesino de Ivana Palliotti

El Asesino de Paula Colombini

La asesina de Roberto Carlos Abbondanzieri

El Asesino de Antonela Ramírez

El Asesino de Romina Ricci

El Asesino de Marcela Pagano

El asesino de Viviana Canosa

El Asesino de Yanina Zilly